El barniz UV

El barniz UV o ultravioleta forma una película en la superficie en la que se aplica que es comparable con el proceso de plastificación. A diferencia de otros barnices que se secan por la evaporación de algunos componentes o la penetración que estos tienen, la película del barniz UV se forma mediante un mecanismo de enlace químico.
Este enlace químico se logra sometiendo al barniz a la irradiación de rayos ultravioleta, de ahí el nombre de barniz UV. El proceso de irradiación se completa en lapsos muy cortos, a veces en fracciones de segundo.
Antes de ser sometido a los rayos UV, el barniz líquido es pegajoso y sumamente oloroso. La irradiación ultravioleta lo convierte en una película y prácticamente elimina el olor. Es necesario someter al barniz UV a un proceso de sedación para darle el brillo intenso que lo caracteriza.
Los barnices normales suelen tomar un tono amarillento que se origina por la descomposición de los blanqueadores ópticos contenidos en la superficie del material en el que se aplican. El barniz UV retrasa este proceso cuando se le aplica un procedimiento adecuado.
El barniz UV suele utilizarse en las artes gráficas ya que permite acabados brillantes y elegantes en las superficies en las que se aplica.
Además, el barniz UV tiene una serie de ventajas, entre las que se encuentran:

– Máximo brillo

– Bajo olor una vez que se le aplican los rayos UV

– Rápido secado después de aplicar los rayos UV

– Acabados de alto nivel

– Resiste al agua, la grasa y la suciedad

– Protege mejor las superficies

– El proceso de irradiación UV es sumamente rápido

– Después de la irradiación se puede continuar con otros procesos

Consultanos sobre el servicio de aplicación de barniz UV que ofrecemos.
Estamos a las ordenes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *